jueves, 19 de junio de 2014

[Libro] Demasiado amor...

El día de hoy les traigo una nueva opinión. Este es un libro que había leído hace muchos años, quizás unos diez o algo así; lo encontré en la biblioteca pública y luego de un tiempo me acordé algo de la trama, pero ¡no podía recordar el nombre! En mis constantes visitas de las últimas fecha, lo volví a encontrar y así pues, aquí se los traigo.




Título: Demasiado amor
Autora: Sara Sefchovich
Año: 1991
Sinopsis: La historia de dos hermanas y su estrecha relación a pesar de la distancia: una se muda a otro continente, la otra se queda en México a conseguir dinero para hacer realidad su proyecto de abrir una casa de huéspedes frente al mar. Una noche cualquiera, un gran amor irrumpe en su vida, y con él todos los nombres, sabores, olores y colores, lugares y placeres que caben en la vasta geografía mexicana. El alma indomable de la mujer muestra en esta novela su mejor brío.




La historia: Dos hermanas tienen la ilusión de vivir en Italia regentando una casa de huéspedes cerca del mar, una viaja a buscar el inmueble y la otra se queda a trabajar para mandarle el dinero. La premisa puede parecer un tanto sosa y hasta algo aburrida, ya que en realidad NO pasa nada fuera de lo cotidiano, pero creo que es la misma cercanía a la realidad lo que realmente atrapa de este libro, la manera en que describe todo aquello que va captando por medio de los sentidos, hace que, si te metes dentro de la lectura, lo puedas ver tú mismo, te coloca en un plano real y cercano, si eres de México reconocerás muchos de los lugares mencionados y si no lo eres, tendrás curiosidad de buscar para conocer acerca de los mismos. La historia es contada desde dos momentos en la vida de la protagonista. Una a manera de cartas que esta le manda a su hermana y la otra a manera de descripciones de los lugares que va recorriendo.

Los personajes: Beatriz, una chica de veintitantos que se queda en México a trabajar para poder mandarle dinero a su hermana en Italia y esta última que.... no recuerdo si en algún momento dicen su nombre. La verdad ambos me parecen bastante bien construidos, con todo y que a la hermana solo la conocemos por medio de las apreciaciones de Beatriz, uno se puede dar idea de como es su personalidad. La protagonista es divertida, sincera, humana. Ese es un punto que me encantó del libro, que hay una identificación con ella y su forma de ver las cosas, de analizar las situaciones y de enfrentar la vida. 
Mención aparte merecen todos los personajes secundarios que van apareciendo; inclusive ese hombre misterioso que la lleva a recorrer el México Lindo y Querido.

El proceso de lectura: Divertidísimo, ameno y emotivo. Hubo partes en donde me enojé con la hermana por su manera de ser, me dio ternura la forma en que Beatriz reaccionaba y me morí de risa en algunas de las situaciones. A mi no me gusta que los libros sean tan descriptivos; sin embargo, este lo disfruté tremendamente, cada espacio que ella iba describiendo, lo sentí casi como si lo pudiera ver en mi mente, me dio muchas ganas de conocer todos esos rincones de mi México... hasta esos caminos polvorientos.

Opinión Final: Demasiado amor... es eso, demasiado amor, porque a través de sus páginas pude hacer un viaje... y no me refiero solo al viaje narrativo por el que Beatriz me llevó a recorrer México, sino al viaje interno en que me sumergí para descubrir cosas de mi personalidad, es un libro que da valor, que da alegría y hasta autoestima; la protagonista se descubre de la forma menos pensada... y no es que su trabajo como "brindadora de placer" sea la forma ideal de descubrirse, pero si fue una catarsis que la llevó a descubrir una felicidad muy diferente a la que tenía pre-concebida.

Calificación: 8.5/10 
Me hubiera gustado leer las cartas de la hermana, eso hubiera sido un plus, aunque reconozco que ese no era el sentido del libro. Algunas descripciones me las salté porque me parecían muy pesadas o demasiado revueltas.

Extras:

Primera carta de Beatriz a su hermana:

*

Pensamiento final sobre su relación con aquel hombre:


No, no era el terror a perderte. Eso lo hubiera podido soportar. Hubiera entonces luchado por impedirlo. Hubiera luchado contra la locura, contra la desesperanza, contra la abstinencia, contra el abandono, contra los riesgos, contra las otras, contra los espejismos, contra la ironía y la ausencia, contra el temor y la vanidad, contra la amargura y contra la nostalgia. Hasta hubiera podido mejor soportar las cenizas del fuego, las huellas, los restos.
Pero no podía luchar contra la costumbre. Contra este amor que amenazaba con durar para siempre y por siempre igual. Tuve miedo de no poder preservarlo sin corromperlo, sin aburrirlo, sin saciarlo, sin saturarlo, sin que se volviera insulso, vacío. Tuve miedo de que los cuerpos no pudieran renovar su alegría, miedo de que el sueño no perdurara.
Si, tuve miedo de que este amor se volviera menos vasto que mis fantasías, más opaco que mis ensueños. Tuve miedo de sentir calma, de tener paciencia, de los lugares comunes, de la repetición, de perder los secretos y perder los encantos, de la indiferencia, de no oír a lo lejos tus pasos, de no sobresaltarme al cerrar de una puerta, de no alegrarme con el rechinar de tu coche lejano, de no perseguir tu sombra, tus huellas, tu eco. Tuve miedo de no poder conservar esta isla, de no poder mantener encendido el fuego sagrado, de no dejar para siempre abierto el horizonte infinito de Dios. Tuve miedo de la costumbre, medio de poder dormir profundamente.


Nota: Yo NO soy experta en libros o literatura, simplemente emito una opinión PERSONAL y NO profesional.

1 comentario:

Aura Fuentes dijo...

A mi me encanto el libro cuando lo leí la historia de Beatriz se me hizo de lo mas emocionante y llegue a la conclusión que cuando se quiere incursionar en el mundo de la prostitución el vips es el mejor lugar XD, El final fue hermoso y la hermana se me hizo una ingrata

me gusto mucho tu sinopsis
bueno me despido
cuidate