miércoles, 25 de diciembre de 2013

Un ángel en el cielo...


Y nuevamente llegó diciembre... y nuevamente pegó con todo... ya hace un tiempo había sufrido la pérdida de mi abuelito... esta vez un ángel más se me fue al cielo...
Mi padrino se fue la madrugada del 18 de diciembre... ya tenía mucho tiempo enfermo y sinceramente yo tenía tiempo pidiendo a Dios, que si no se iba a recuperar... que se lo llevara y ese miércoles me cumplió mi deseo.
Hoy le digo adiós... porque se que en esta vida no lo volveré a ver nunca más... no volveré a sentir su abrazo ni escuchar su risa, no estarán más sus consejos ni esa alegría que siempre contagiaba... en esta vida hay gente que marca la diferencia... y él era una de esas personas, no solo lo digo yo porque fuera mi padrino, porque fuera mi tío político... ni porque siempre cuidara de mi... Lo digo por el montón de gente que dejó con tan buena impresión a su paso... y he llorado sola y en silencio... porque crecí en una familia donde no decimos lo que sentimos... y él era diferente... él siempre decía cuanto me quería... y lo demostraba... pero también me siento tranquila... porque siempre le demostré lo importante que era para mi... y porque a pesar de mi carácter estúpido de no ser muy demostrativa, espero que siempre supiera lo mucho que lo amo.... porque aunque ya no esté aquí... siempre se quedará dentro, como parte importante de mi vida... no sé en qué momento me daré cuenta que ya no estará más... que ya no habrá navidades ni festejos donde esté...
Y como no quiero darle muchas vueltas a este asunto... solo le digo Adiós... y Gracias...

No hay comentarios: